Trabajadores de Mina San José protestaron por pago de finiquitos

Mientras se desarrollaba una misa con algunos de los "33", otro grupo de trabajadores de la mina San José protestaron en el campamento "Esperanza" exigiendo el pago de sus finiquitos.
Imagen de Claudio Rojas Araya
1,102 Lecturas
18 de Octubre, 2010 11:10
En el campamento Esperanza un grupo de trabajadores de la Mina San José protagonizaron una protesta exigiendo el pronto pago de sus finiquitos por parte de la Compañía San Esteban.
Los trabajadores señalan que el no pago de sus finiquitos los amarra aún a la empresa, dificultando el encontrar nuevos empleos, pese a que la minera firmó una carta de desvinculación. La empresa ofreció cancelar cancelar en Diciembre un cuarto de lo adeudado, mientras que el resto del monto lo cancelará en 11 cuotas, lo cual es resistido por los manifestantes.
"(Estamos acá) porque no quieren pagarnos los finiquitos. Nos van a pagar en 11 meses más y en cuotas. El finiquito lo necesitamos ahora para que los jefes de familia salgan a buscar un trabajo, ya que la Feria Laboral fue un \'tongo\', fue para que el Gobierno le cerrara la boca a los trabajadores por un tiempo, porque no llegaron a nada", sostuvo la dirigenta del sindicato, Evelyn Olmos a Radio Cooperativa.
Los trabajadores señalan que ENAMI, que antes ya había apoyado económicamente a la Minera (que se declaró en quiebra) había ofrecido ayudar en el pago, pero que aún no hay nada concreto. Asimismo señalan que el gobierno había ofrecido reubicar a los trabajadores que fueron desvinculados de la compañía San Esteban.

Versión para impresiónEnviar a un amigo

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de los ciudadanos que los emiten (con nombre, sin pseudónimos). Cualquier opinión que contenga insultos, injurias y/o calumnias no pasará el filtro de moderación.

Un Comentario

Comentarios en Facebook

Imagen de Luis Mariano R.

El minero Franklin Lobos,

El minero Franklin Lobos, que pasó 70 días atrapado en un yacimiento en el norte de Chile junto a otros 32 trabajadores, huye de la fama que han adquirido tras el rescate y asegura que no son héroes, sino víctimas de la irresponsabilidad de los dueños de la mina San José.

"La gente nos dice que somos héroes y no, no somos héroes, somos víctimas. Nosotros luchamos por nuestra vida no más, porque tenemos familias. Somos víctimas de los empresarios que no invierten en seguridad", dijo Lobos en una entrevista que publica hoy el diario El Mercurio.

Lobos, ex futbolista profesional de 53 años, indicó que la gran mayoría de los 33 obreros creyó que la compañía San Esteban, propietaria de la mina San José, los iba a dejar en el fondo del yacimiento después del derrumbe del pasado 5 de agosto.

"La gran mayoría pensó que la empresa nos iba a dejar ahí. Salía más barato dejarnos morir que rescatarnos", reconoció el minero, que el pasado miércoles fue el rescatado número 27.

Aseguró que nunca perdieron la esperanza de ser salvados, aunque hubo momentos difíciles. "Es que no dependía de nosotros, no teníamos ninguna posibilidad de salir", explicó.

El ruido de las sondas que perforaban la roca para hallarlos les devolvió la ilusión, aunque admite que les cayeron las lágrimas cuando la primera pasó de largo de la zona donde se encontraban. "Y llorábamos, se nos caían las lágrimas porque veíamos que una posibilidad de salir se escapaba", recuerda Lobos.

Sobre el futuro, el ex futbolista se muestra dispuesto a trabajar de nuevo de minero, oficio al cual se ha dedicado durante los últimos cuatro años y que le ha permitido mantener a su familia. "La mina no nos quiso llevar, la mina nos quiso con vida, porque nosotros no éramos los malos, éramos víctimas de los empresarios que ganan millones y no piensan en el sufrimiento de la gente pobre", lamenta Lobos, que hasta el día del accidente llevaba cuatro meses trabajando en el yacimiento San José.

Lobos, conocido como el "Mortero Mágico" en los años 80 por su habilidad para lanzar tiros libres, ha recibido una propuesta de la FIFA para ofrecer charlas de motivación basadas en su experiencia en el fondo de la mina, donde se preocupó de dirigir los ejercicios físicos de sus compañeros para que se mantuvieran en forma.

Aunque todavía no se ha pronunciado sobre esta propuesta, lamentó que aparezca como consecuencia del encierro en la mina, y sostuvo que el acoso mediático al que son sometidos actualmente durará poco. "Vamos a tener todo, van a llamar de todos los medios, pero en quince días, esto va a pasar", comentó Lobos.

Agregar Comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

CAPTCHA
Queremos saber si eres una persona y no un robot, por eso responde este siguiente formulario.