Hacer un comentario

Fiestas clandestinas en Faro Norte de La Serena dejan kilos de basura a metros de humedal

Se autoconvocan por las redes sociales, por mensajes de texto, Whatsapp o de boca en boca. De esta manera, las fiestas masivas clandestinas que se realizan en La Serena, específicamente en el sector costero al norte de El Faro, han llegado a convocar a cientos y cientos de jóvenes, en "carretes" donde no hay transacción de dinero por entrada, solo las ganas de pegarse un "reventón".

Pero ya transcurridas 2 fiestas en el último tiempo, sin contar el tema de la seguridad de por medio, el "carrete" ha dejado un lamentable saldo para la flora y fauna del sector. Al otro día son kilos y kilos de basura, compuesta de envases de alcohol, bolsas plásticas y cajetillas de cigarrillos.

Todo ello, a escasos metros de la desembocadura del rio Elqui, un humedal que es habitat para diversas especies, lo que ha causado la preocupación de las autoridades. El funcionario de la oficina de medio ambiente de la Municipalidad de La Serena, Pedro Valencia, así lo explica. "Hay 2 cosas que son bastante lamentables, una es la cantidad de basura que dejan en el lugar donde hacen el carrete y además en todo el trayecto hacia el lugar y el Faro, y lo segundo es que lo hacen muy cerca de la desembocadura del rio Elqui, donde hay una gran cantidad de aves que habitan en ese lugar".

Sin permisos

Junto con el daño medioambiental, no puede obviarse el tema de la seguridad para los propios convocados, ya que al tratarse de fiestas clandestinas, nadie se hace responsable de los que pueda llegar a ocurrir. La delegada municipal de la Avenida del Mar, Gloria Torres, afirma que estos "carretes" no cuentan con ninguna autorización. "Ningún tipo de autorización, ni por parte del municipio, ya que (ellos) no solicitan, y por lo demás el Municipio no tiene ingerencia administrativa sobre los terrenos de playa. Entiendo que tampoco piden autorización a la Gobernación Marítima, quienes deberían tener conocimiento de ello. Como eso no ocurre, las fiestas son absolutamente clandestinas" señala.

Además agrega que la combinación de consumo de alcohol y la proximidad al mar es bastante peligrosa. "Llevan a un tremendo peligro, ya que cuando los chicos están con un poco de alcohol, algunos se bañan, ya que nosotros hemos tenido que rescatar a varios. El problema es que nadie se hace responsable de lo que pueda pasar" concluye.

Foto: Pedro Valencia

Responder

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

CAPTCHA
Queremos saber si eres una persona y no un robot, por eso responde este siguiente formulario.