“Quiero leer pero no tengo plata…”

27 Noviembre 2020

Por Gabriel Canihuante

Gabriel Canihuante >
authenticated user Corresponsal Corresponsal Ciudadano

La Biblioteca Regional Gabriela Mistral (BRGM), situada en la principal arteria de La Serena, a pocas cuadras del mar Pacífico, ya está prestando libros nuevamente, luego de un largo receso producto de la pandemia del COVID 19.

Allí el lector, con o sin recursos, podrá encontrar miles de títulos a su disposición. Lo primero que tiene que hacer es buscar si lo que quiere leer está en el catálogo local. Para esta búsqueda conéctese mediante el acceso: www.bit.ly/3nXBz5A.

Si usted busca por autores locales, encontrará textos de Susana Pacheco, Héctor Hernán Herrera, Luis Aguilera, Edmanuel Ferreira, por mencionar a quienes tienen allí algunos de sus libros publicados. También podrá acceder a publicaciones de Mario Banic, Ramón Rubina, Arturo Volantines, Ana Leyton, Paulo San Paris, Gabriel Canihuante (perdón por la autoreferencia), entre otros.

Autores conocidos a nivel nacional e internacional también tienen libros en la BRGM, por ejemplo, Isabel Allende, Diamela Eltit, Carla Guelfenbein, Jorge Baradit, Francisco Ortega, Hernán Rivera Letelier, entre tantos otros. Y, por supuesto, autores extranjeros de diversas épocas.

Si usted busca por temática o asunto, por ejemplo “Gabriela Mistral”, hallará casi un centenar de títulos, unos pocos escritos por la Premio Nobel y la gran mayoría, escritos sobre la poeta elquina.

Si ya encontró lo que andaba buscando, o buscando halló algo de su interés, debe solicitar su libro al e.mail [email protected] y en un plazo de 48 horas recibirá confirmación de su pedido. Además le informarán días y horas en los que puede pasar a recoger su encargo.

Por cierto, usted hará el pedido con su nombre y para retirar el texto debe presentar su carné de identidad. Obvio: vaya con mascarilla. Olvídese del café que se podía tomar allí en el 2019, por ahora no hay espacios para compartir. Seguimos esperando la vacuna. Pero si quiere leer, aunque no tenga plata y no pueda comprar libros, hay miles de ejemplares esperando por usted. Que el dinero (o su carencia) no sea un obstáculo al placer de leer.

Para terminar, por hoy, permítanme una recomendación: “El hombre que amaba los perros”, excelente novela del cubano Leonardo Padura. Son 765 páginas muy entretenidas y bien escritas. El resumen de la web de la BRGM le cuenta que: "En 2004, a la muerte de su mujer, Iván, aspirante a escritor y ahora responsable de un paupérrimo gabinete veterinario de La Habana, vuelve los ojos hacia un episodio de su vida, ocurrido en 1977, cuando conoció a un enigmático hombre que paseaba por la playa en compañía de dos hermosos galgos rusos. Tras varios encuentros, «el hombre que amaba a los perros» comenzó a hacerlo depositario de unas singulares confidencias que van centrándose en la figura del asesino de Trotski”. ¿Le tinca? ¿Ya lo leyó? ¿Qué le pareció? Deje aquí sus comentarios. Gracias.