Salud, educación y reactivación económica marcan 1° año del Intendente Claudio Ibáñez

12 Julio 2016

Sólo por concepto de emergencia, la región de Coquimbo destinó 52 mil millones de pesos para la recuperación de las zonas afectadas.

Loreto Roco >
authenticated user Corresponsal

Con la clara misión de intensificar la reactivación económica, asumió el Intendente Claudio Ibáñez en el Gobierno Regional de Coquimbo en julio del año pasado. Tras una experiencia de 25 años en el servicio público, esta tarea se vio complejizada por los desafíos de la emergencia y la reconstrucción por el terremoto y tsunami, además del mejoramiento de la salud y educación, junto a la seguridad ciudadana como los ejes centrales de la autoridad que ya presenta logros importantes para la comunidad.

Con un trabajo de equipo y junto a los representantes y líderes locales, el Gobierno Regional de Coquimbo logró impulsar el mayor presupuesto público de su historia, con $833 mil millones en obras, programas y subsidios, para las quince comunas de la región.

 A esto se suma la cartera de proyectos del Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR), que este año marcará un nuevo hito al llegar a los $62 mil millones, con un 80% de los proyectos destinados a obras de inversión que inciden en el empleo regional.

A un año de su llegada al Gobierno Regional, el Intendente Ibáñez señaló que “los últimos meses no han estado libres de dificultades para la Región de Coquimbo. Hemos respondido a las principales necesidades de nuestros ciudadanos y ciudadanas, con un sentido autocritico, que nos permita mejorar la gestión en beneficio de las personas. Como Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet hemos trabajado intensamente y de manera inclusiva, sumando a las comunidades, sus dirigentes y a nuestros representantes políticos de todos los sectores”.

Pero el episodio que sin duda marcó la gestión del Intendente fue la tragedia vivida tras el terremoto y posterior tsunami del pasado 16 de septiembre de 2015. “Eran fechas alegres, la región se preparaba para celebrar sus tradicionales fiestas patrias, sin embargo, la naturaleza dijo otra cosa y nosotros como Gobierno teníamos que responder prontamente. Desde el minuto uno estuvimos en terreno, acompañando a la gente con nuestros equipos para resolver sus problemas, y gestionando recursos para ir en ayuda de quienes perdieron tanto. Alcanzamos una inversión de $52 mil millones, en una primera etapa para superar la emergencia y estamos abordando con los alcaldes, los desafíos pendientes para darle solución a las familias que no pueden esperar más y avanzar en el proceso de la reconstrucción”, detalló el jefe regional.  

Estos recursos, que representan un 20% más de lo que el territorio percibe por concepto de emergencias, se dividen en distintas líneas de financiamiento, como fueron las viviendas de emergencia, apoyo a la pesca artesanal, recuperación hospitalaria y diferentes subsidios y bonos para apoyar a los afectados a reparar sus hogares y recuperar las pérdidas materiales. Además, se trabajó intensamente en reparaciones en el borde costero, caminos y embalses y canales afectados en toda la región.

Hacia una mejor salud y educación pública

Uno de los grandes hitos de este primer año de gestión del Intendente Ibáñez estuvo precisamente en el ámbito de la salud, con la reposición del proyecto para el Centro de Diagnóstico y Tratamiento (CDT) del Hospital de la Serena. El proyecto que hoy está en proceso de licitación, tiene un costo total de $52 mil millones, de los que $7.800 millones fueron aportados por el Gobierno Regional.

“Mejorar la salud y la educación pública es uno de los principales objetivos del Gobierno de nuestra Presidenta Michelle Bachelet, por lo que hemos intensificado los programas e inversiones en estos ámbitos que finalmente se traducen en una mejor calidad de vida para la población de nuestras tres provincias”, señaló Ibáñez.

Este año se concretaron además los Centros de salud Familiar (CESFAM) de La Higuera, Canela, Punitaqui, Vicuña y de San Juan y Tierras Blancas II en Coquimbo, con lo que se asegura el acceso a servicios de atención primaria a lo largo de toda la región. Partieron también las obras del Hospital de Ovalle –con una inversión de $70 mil millones- y se retomó la construcción del hospital de Salamanca.

Otra materia fundamental para la actual gestión es la educación. Al respecto, el Intendente Ibáñez detalló que “nuestros esfuerzos en mejorar la educación abarcan la formación completa, pasando por todas las etapas de la vida. Por eso, hoy aumentamos en número y en calidad la cobertura de los centros de educación parvularia, mientras que en educación básica y media tenemos a 107.245 alumnos estudiando gratuitamente en la región de Coquimbo, un 68,3% del total regional, que aumentará gradualmente en los próximos años”.

Finalmente, hoy más de cinco mil alumnos de la región estudian gratis en la educación superior, como parte de un proceso que abrió las puertas de instituciones de calidad a estudiantes que antes no podían acceder a esta etapa de formación por no contar con los recursos económicos.

Galería Imágenes

  • Salud, educación y reactivación económica marcan 1° año del Intendente Claudio Ibáñez
  • Salud, educación y reactivación económica marcan 1° año del Intendente Claudio Ibáñez