Delicias argentinas: sabores que traspasan la cordillera

Delicias argentinas: sabores que traspasan la cordillera

14 Septiembre 2020

Advertencia: esta nota es alta en azúcar

Cathy Gómez Córdova. >
authenticated user Corresponsal Corresponsal Ciudadano

Si has tenido la suerte de viajar a Buenos Aires, de seguro conoces el Gran Café Tortoni. Paradigma del café porteño desde 1858, el Tortoni destaca por sus exquisitas medialunas, el dulce de leche, las facturitas y una amplia gama de delicias argentinas.

Hoy en día, esos mismos sabores los puedes disfrutar en la comodidad de tu casa. Y es que con la llegada de la pandemia, la oferta de delivery se ha incrementado de manera tal, que ahora no sólo se puede encontrar la tradicional comida china o peruana, sino de un amplio espectro multicultural. La comida argentina es una de ellas. 

Debo advertir que, por mi fascinación por lo dulce, sólo me referiré a los emprendimientos ideales para la hora del postre o para disfrutar de un rico café. 

Del circo a las chocotortas

Sofía Molinari es de la provincia de Córdoba, Argentina y llegó a La Serena en abril del 2019.

@crunch.snack surge, en palabras de su creadora, "por la necesidad de trabajo de dos artistas circenses que quedaron sin laburo en medio de una pandemia mundial". 

Empezaron con una máquina de palomitas, ya que vieron en ella "la posibilidad de llevar el sabor del circo a los hogares". Pero no era suficiente, por lo que decidieron crear una imagen y un Instagram: así nació Crunch, sonido que hacen las palomitas recién hechas crujiendo en la boca.

Sofía comenta que por la necesidad de ampliar la carta pensaron en las chocotortas, un postre típico de la repostería argentina, consistente en una mezcla de chocolate frío con dulce de leche. 

"Recordamos que el año pasado, Sofi hizo para su cumpleaños su primera chocotorta acá en La Serena, sus amigos quedaron fascinados y se la devoraron. Así que pensamos, “si vendemos porciones individuales podrían re pegar en la ciudad”, agrega Nicolás, pareja de Sofía. 

Aunque aseguran que al principio les costó mucho vender las chocotortas, ya que la gente no las conocía, "eso nos llevó a realizar muchos sorteos y promociones, donde regalábamos chocotortas para que las personas tuvieran la oportunidad de probarlas ¡y sí que funcionó! Cuando las probaban se volvían adictos a ellas. Ahora nos escriben cosas como “necesito mi dosis de chocotorta” o “no sé cómo viví 28 años de mi vida sin conocerlas”, hasta la catalogaron como “la octava maravilla hecha chocotorta”, dice Sofía entre risas. 

Sobre el aumento del consumo durante la pandemia, los dueños de @crunch.snack son categóricos. "¡Sí, re! El aumento fue doble. Por un lado, la gente que nos compraba nos recomendaba a sus conocidos o hasta nos compraban para regalarle a alguien porque “tiene que probar lo que es esto”, nos decían. Y por otro, cuando se declaró la cuarentena obligatoria se dejaron de vender tantas porciones individuales, pero se incrementó la venta de las promos que son combos de chocotorta, palomitas y bebidas, y suelen agregar una o dos chocotortas para que todos tengan su porción, porque el que la probó sabe que cuesta compartirla", culmina Sofía.

Medialunas a la puerta 

Flavia y su esposo son de Buenos Aires y llegaron hace siete años a Chile. La pérdida de la fuente laboral durante la pandemia los llevó a vender medialunas rellenas de dulce de leche y crema pastelera.

"Mi esposo se quedó sin trabajo, nos sentamos a decidir qué íbamos a hacer. Estábamos antojados de tomar mate con medialunas, así que mi marido buscó la receta y le quedó espectacular. Decidimos vender medialunas porque hay muchos argentinos en La Serena, empezamos a hacer promoción y nos ha ido súper bien, la recepción ha sido súper buena y hemos ido mejorando", cuenta Flavia a través de whatsapp, una vez que ya han entregado todos los pedidos del día. 

@medialunas.argentinas comenzó en el mes de abril y a la fecha, cuentan con más de 800 seguidores en Instagram y una fiel clientela. "Nos han recomendado y hemos visto cada fin de semana un aumento de clientes. Las medialunas han sido muy aceptadas por los serenenses", añade Flavia.

Como ven, ya no es necesario cruzar la cordillera para disfrutar de una deliciosa chocotorta o una exquisita medialuna rellena con dulce de leche. Sólo basta con meterse a instagram, seguir ambas cuentas, acordar el envío y ¡a comer!