Huelga de profesores del Colegio Martín de Porres de La Serena continuará

Huelga de profesores del Colegio Martín de Porres de La Serena continuará

08 Mayo 2018

Acusan malas condiciones para desarrollar su trabajo. Apoderados denuncian que una profesora maltrata a sus hijos.

Equipo El Obser... >
authenticated user Editor

Con una olla común, el sindicato del Colegio Martín de Porres de Las Compañías de La Serena, que incluye a todos los profesores, notificó que continúan en huelga legal, pero decidieron  junto a apoderados y alumnos levantar la toma del establecimiento.

La apoderada Marjorie Sanhueza explicó que “la levantamos porque hubo presión de los apoderados para que se iniciaran las clases, hubo manipulación y la sostenedora jugó a eso a dividirnos para que se volviera a clases. Ahora, cuando ya entregamos el Colegio, nos dimos cuenta que la realidad es otra, porque estamos sin profesores, juntaron de dos cursos por salas, hay profesores, pero ninguno de la huelga”.

Además agregó que “faltan los profesores, yo no sé cómo lo está haciendo la sostenedora, pero hay algunos que están haciendo clases, auxiliares que están apoyando en la sala. La promesa de la sostenedora es que va a mejorar los comedores y que iba a mejorar los talleres, esto lo firmaron ante notario, es la segunda vez”.

Consultada si eso es garantía de que la sostenedora vaya a cumplir, en base a acusaciones que anteriormente habría hecho lo mismo (en 2016), la apoderada indicó que “no sé que diferencia puede haber, ahora hay testigos. Yo en lo personal no creo que cumpla. Al menos, la sostenedora sabe que si no cumple, nos volveremos a tomar el colegio, estamos muy atentas a este tema”.

SOLICITUD DE INTERVENCIÓN 

El diputado Daniel Núñez (PC) solicitará la intervención de la Superintendencia de Educación. “La verdad que para los trabajadores hacer una huelga es un riesgo y por supuesto apoyarlos en sus justas demandas laborales y exigirle a la sostenedora que cumpla con el marco de la ley y que cumpla con el petitorio que es muy justo, debe destinar los recursos que recibe por la subvención a mejorar el colegio, en materia de infraestructura y condiciones de estudio. La Ley de Inclusión es muy clara al respecto. Habría parte de estos recursos que se desvían al lucro, por lo que voy a solicitar a la Superintendencia de Educación para que investigue este tema y si hay irregularidades, se apliquen las multas que correspondan”.

Por su parte Héctor Barrera, Presidente del Sindicato del Colegio Martín de Porres y trabajador del Establecimiento, comentó que “el 23 de abril comenzamos con esta huelga legal, luego del fracaso de la negociación colectiva. Nuestro petitorio tiene tres partes importantes, bienestar para todos los trabajadores, infraestructura, materiales, espacio físico, comedor, reconocimiento al incentivo salarial, profesional, esto involucra un aumento en las remuneraciones e incentivo a los asistentes de la educación. Hace más de 45 días lo presentamos, con mediación de la Inspección del Trabajo y no llegamos a acuerdo. El director del Colegio también está en huelga legal”.

Barrera añadió que “me parece muy bien que nos quiera ayudar el diputado Núñez. Espero que nos podamos reunir con la Superintendencia a nivel central y superemos este conflicto”.   

Durante una semana el colegio vivió dos hechos de tres grupos distintos, la Huelga Legal votada y que está siendo efectuada por los Profesores, reclamando mejoras en sus condiciones laborales e infraestructura, mientras que los Apoderados y Alumnos hicieron un frente común, tomándose el colegio por mala infraestructura. Los tres grupos en forma simultánea y paralela estuvieron manifestándose y ya terminó la toma por llegar a acuerdo, no obstante que los Profesores mantienen su movimiento. Se sostiene además que la sostenedora estaría apuntando a un desgaste del movimiento y a dividirlo.

Las carreras que imparte el colegio son Administración de Empresas, Mecánica Automotriz y Electricidad. En la sección nocturna hay Párvulo. “A la Sostenedora, (Minerva González) le hemos dicho incansablemente este tipo de situaciones y no quiere invertir, esa es la explicación”, explicó Barrios.

Catalina Barrios, otra apoderada de más de 10 años de este Liceo Técnico Profesional explicó las razones de la toma. “Los alumnos se manifestaron el 2016 solicitándole a la sostenedora que hubiese mejoramientos en la infraestructura del colegio como los comedores, el galpón, maquinaria que no pueden utilizar los niños por un tema de espacio, no hay implementación necesaria para las especialidades que necesitan”.

Los apoderados también denunciaron maltrato a una profesora de tercero y cuarto básico, que no está en ninguno de estos movimientos. “Si ella se llama Madeleine Gómez, los maltrata, los insulta, dice que nuestros niños son sucios, hediondos, les pega, los sacude. Nosotros queremos que se vaya y estamos solicitando eso también”.